¿Cómo escoger abogado?
17 octubre, 2019

¿Cómo escoger abogado?

Algunas decisiones hay que tomarlas con la debida mesura, una de estas es a la hora de elegir abogado. En RS abogados ven semanalmente como muchos clientes llegan con las ideas muy poco claras sobre el procedimiento a seguir y esta labor de asesoría profesional ellos creen que es básica para dar el mejor servicio al ciudadano que puede ser el futuro cliente. Son conscientes de que para muchas personas la terminología legal puede ser muy compleja.

Vamos a ver una serie de consejos a la hora de elegir abogado:

Especialización

Cuando se escoge un abogado, por lo general es que ocurre un problema, sea un divorcio, nos despidieron del trabajo o fuimos víctimas de un accidente. El caso es que vamos a tener que encontrar a un profesional que va a tener que ser especialista en esta clase de casuística.

Cercanía

Otro punto importante es dónde está ubicado geográficamente. Cuando se vive en una población pequeña, puede ocurrir que dentro de sus límites urbanos no tengamos lo que queremos y haya que ir a otras poblaciones limítrofes.

En el caso de las urbes, siempre que sea posible mejor que esté más cerca. Por este motivo te va a ser más sencillo cuando haya que ir a hablar con él o tratar cualquier cosa.

Búsqueda de referencias

Vivimos en un mundo globalizado donde la información cada vez abunda más en la red, por lo que es de gran valor la búsqueda de si algunas personas más han publicado valoraciones sobre tal o cual bufete de abogados y en el caso de que existan si son positivas. Hay muchas páginas web en las que los clientes pueden llegar a hacer comentarios valorando la opinión que tienen sobre los profesionales que le atendieron en tal o cual caso.

Una opción que también merece la pena tener en cuenta es no dudar en preguntar a los amigos, conocidos o familiares puesto que el que hablen de un profesional personas que conoces es una garantía mayor.

Experiencia

Siempre va a ser mejor tener un abogado que tenga años de experiencia en la materia que se trate. En la primera visita que se haga abogado merece la pena preguntar cómo ve el caso y si cuenta con experiencia en puestos parecidos, así como el éxito que ha tenido hasta ahora en ellos.

Dependiendo de las respuestas que recibas y de si te convencen las respuestas, podrás pensar en si confías lo suficientemente en él como para contratarle. Si te lo recomendó algún conocido puede que tengas referencias de esa persona en cuestión.

Formas de contacto

Un aspecto de gran importancia pues puede ser realmente descorazonador que contrates un abogado que te lleve un asunto y no contactes con él. Un abogado que no sea accesible no te va a dar confianza.

Piensa que tienes derecho a tener información sobre cómo trascurre tu caso. No hablamos de llamar a diario, pero sí del derecho a una información de forma regular al cliente para que sepa como va desarrollándose el caso. Actualmente hay muchas formas para poder comunicarse, como el correo electrónico.

Precio

En este punto, lo mejor es no elegir un abogado únicamente por el precio, pues porque sea muy barato en sus honorarios, si perdemos el caso, al final este saldrá bastante caro. Igualmente, si un médico no es económico, un buen abogado tampoco va a serlo.

De todas maneras, tampoco se puede valorar que un abogado vaya a ser bueno porque el precio sea alto. En este sentido, conviene valorar una serie de aspectos, además del propio precio.

Un elemento importante que debe valorarse es la confianza que nos pueda ofrezca el abogado que pensemos contratar, que nos explique todo sobre el caso, las complicaciones o las vías por las que habrá que construir la defensa del caso.

Partiendo de aquí, nos tocará valorar si vamos a aceptar el precio que se nos pida. Por todo ello es de gran importancia que siempre que firmemos un documento de encargo del profesional quede perfectamente claro, tanto el servicio que se contrata con el coste que tienen sus servicios.

Después de repasar todo lo que tienes que mirar detenidamente antes de elegir tu abogado, esperamos que todo haya quedado claro y cuentes con más información a la hora de valorar a tal o cual abogado. El mercado es realmente grande en cuanto a abogados, por lo que, salvo excepciones lo vas a tener fácil a la hora de poder elegir entre una terna de entre tres o cuatro profesionales. Desde aquí te deseamos suerte en la elección.